miércoles, 14 de agosto de 2013

LA HOMOSEXUALIDAD PUEDE SER GENÉTICA



¿OPINAS que las preferencias sexuales se forman o que ya vienen predeterminadas? 
Según una investigación mexicana, el ADN lo demuestra

La identidad sexual está enraizada en la biología de cada ser humano antes del nacimiento, brota de una variación en los cromosomas y está vinculada a los genes, afirmó Selma González, del Programa de Sexualidad Humana de la Facultad de Psicología de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM).

La especialista señaló en un comunicado que en algún momento del desarrollo intrauterino existe un punto crítico por el que cada individuo pasa, y algunas veces no se alinea a la hora de nacer, vivir y socializar, por lo que la homosexualidad y la transexualidad no son una opción.

Precisó que la homosexualidad, entendida como la inclinación erótico-afectiva por personas del mismo sexo, no es una patología, y en el caso de la transexualidad, dijo, se nace con un cuerpo que no corresponde a la sensación emocional, física, psíquica, afectiva y psicológica.

Guías y apoyo

A su vez, Rafael Salín Pascual, encargado de la Clínica de la Diversidad Sexual del Departamento de Psicología Médica, Psiquiatría y Salud Mental de la Facultad de Medicina, reconoció que si bien no existen estadísticas, se calcula que en el mundo hay un transexual por cada 30 mil habitantes.

Incluso, advirtió, 50% de los adolescentes transexuales que no acuden con un especialista para recibir apoyo psicológico, ni hablan de su condición con familiares, "se suicidan porque es difícil llevar la carga".

Los expertos anunciaron que la UNAM abrió una Clínica de Diversidad Sexual, en la cual se apoya a quienes deciden reasignar su sexo con relación a su género y se capacita a médicos cirujanos para llevar a cabo cirugías de ese tipo.

Asimismo, se orienta psicológicamente a homosexuales y quienes pasan por ese proceso.

Añadieron que la teoría de la identidad y los genes podría responder a la interrogante de por qué nos sentimos hombres o mujeres, y aclararon que se trata de una condición genética y cromosómica, es decir, que ocurre al momento en que se fecunda el óvulo.

"Desde ese punto de vista, la homosexualidad y transexualidad son biológicas, no hay culpables y el único problema es con la sociedad. Afortunadamente, en el ser humano la diversidad es la norma y se traduce en lo sexual, en lo biológico y en lo político", subrayó Salín Pascual.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada